• AMAP

EL NIÑO QUE DOMÓ EL VIENTO

El niño que domó el viento es una película honesta, bien narrada y nada efectista que se toma su tiempo para hablar del modo de vida de los agricultores de Malaui a comienzos del siglo XXI. Las familias que dependen de las cosechas y el campo viven pendientes del cielo y de sus radiotransistores, a través de los cuales se informan de la situación del medio ambiente, que puede arrasar o beneficiar sus cultivos. @amap_ong


El Museo de la Ciencia de Valladolid acoge la exposición 'Agua y desarrollo humano' de la Asociación Mundial para la Ayuda a los Pueblos Necesitados (AMAP).



2 visualizaciones0 comentarios